Follow by Email

domingo, 8 de agosto de 2010

Despertá
acariciando pergaminos de liquidámbar

Regresá
de ese precipicio de orquídeas que te acosan

Permití
que limpie con mi lengua el poniente del depósito de tus lágrimas
la lumbre de tu sonrisa
el pulso acelerado

Perpetuemos
grillos en las manchas de las luna
en cálidos despertares
sabré provocar
aguas drogadas en nueces.

DR. Poemario: Tras Los Hilos.
2004.

No hay comentarios: